Translate

About Me

Status

Leyendo:

  • No te escondo nada - Sylvia Day

Jugando:

  • Digimon World DS
  • Castlevania GBA
  • Fallout 3
  • Pokémon Blanco

Viendo:

  • The Legend of Korra B3E02

Sígueme en Twitter

Licenciado en Química | Dibujante y escritor a ratos

This is 100% Derpy approved
  • Diada Nacional de Catalunya en TDD-1Halloween en TDD-1Navidad en TDD-1 Sant Jordi en TDD-1

Archives

Sandeces-box


Follow by Email

Lista de mis "Ayudantes Virtuales"

Changelog

  • 01/09/2014 - Añadidos share buttons
  • 08/12/2013 - Añadida publi lateral
  • 07/09/2013 - Cambio de cabecera
  • 31/08/2013 - Reforma del Blogroll
  • 31/08/2013 - Cambio en el diseño de entradas
  • 30/08/2013 - Añadida Navbar
  • 30/08/2013 - Añadidas "Reacciones"
  • 28/07/2013 - Cambio de template

Månatlig Sumario Finale - Noviembre'13

sábado, 30 de noviembre de 2013 0 quejas


Månatlig Sumario Finale

Historial 2.0

- Clónica del XIX Saló del Manga de Barcelona (y digo clónica porque son todas iguales) - Cómo viví el único día que fui al XIX Saló del Manga de BCN.

- World of Trollcraft: [Capítulo vigesimoctavo: Communication Troll A] - Capítulo que cubre, básicamente, la ascensión a la Torre de Comunicaciones A.

- Esa sorpresa que había anunciado - El mismo título lo dice:"sorpresa"... ¡Descúbrelo!

- Crónicas de Ivalice: Historia de una condena - XIX - Capítulo con acción y espionaje a partes iguales.

- TDDetectives - XI - Undécima entrega de la sección que recopila cosas curiosas que busca la gente antes de visitar este blog.

- Relatos de la Grand Line: Alborada de Hazañas - XVIII - Capítulo en el que se descubren cosas. Tal vez la saga de Skypiea esté llegando a su fin.

- Este mes no habrá extras - La de cuando no tuve tiempo ni ganas de hacer extras.

- My Little Pony: Friendship is Magic - S04x01-02 - Resumen del primer y segundo capítulos de la cuarta temporada de la serie "My Little Pony: Friendship is Magic".

- Pocket Tales of the Braves - Capítulo 28 - Ya era hora de que Ryuuna atravesara el Encinar... -.-


Variedades

- Échale un vistazo a la nueva serie de minirelatos de scaramanga de El entrenador Pokémon que no había visto un Pokémon en su vida
EN TIERRAS DEL CHICORITA
TERRITORIO PONYTA
EL SACROSANTO CELEBI

- Eri-san propone una iniciativa para que los bloggers se den a conocer unos a otros. Echadle un vistazo a la entrad del blog "Comentarios sobre Bloggers" y si os parece interesante, pues os apuntáis.

- ¡PLB cumple 6 años!


Si téneis cualquier duda, sugerencia o similar, ya sabéis, dejad un comentario o enviad un mail a:

tdd1blog@gmail.com

Pocket Tales of the Braves - Capítulo 28

lunes, 25 de noviembre de 2013 0 quejas

Capítulo 28: El Encinar


Continente de Johto
Pueblo Azalea


"Mmm... creo que elegiré las Amigo Ball," dijo Ryuuna.

César atendió a la petición de Ryuuna buscando dentro de un armario, de ahí sacó diez balls de color verde.

"¿Estás segura de que quieres las Amigo Ball?" le preguntó César.

"Ufff... segura no estoy, pero si me lo pienso será peor, que sean las Amigo Ball."

"Que así sea," dijo César haciéndole entrega de las diez balls. "No me equivocaba cuando dije que tenías algo especial. Cualquier entrenador hubiese buscado la ventaja que ofrecen las otras balls que fabrico, pero tú has preferido las que no dan ventaja sobre la captura de los pokémon en favor de hacerlos más amistosos."

Ryuuna guardó las balls en su bolso.

"Ese Farfetch'd de ahí, ¿es tuyo?" le preguntó César señalando al Farfetch'd que había seguido a Ryuuna.

"Bueno, mío, mío, no es, pero me ha ayudado en mi combate contra Antón, y me ha seguido prácticamente desde que llegué a Pueblo Azalea," le explicó Ryuuna.

"Si me lo dejas, intentaré adiestrarlo para usarlo de mensajero," le dijo César, "Te enviaré más balls a través de él, y cuando tengas unos cuantos bonguris, me los envías y te fabricaré balls."

Ryuuna se despidió de César, agradeciéndole el regalo, y salió de su casa.

Se acercó a dos señoras que estaban hablando.

"Disculpen, ¿para ir al Encinar?" les preguntó Ryuuna.

"Sí, mira hija," le respondió una de ellas, "sigues por esta calle, y recto deberías encontrar un pequeño edificio, si lo atraviesas, allí está el Encinar."

"Gracias," Ryuuna les agradeció la amabilidad y tomó el camino que le habían dicho.

No caminó mucho tiempo que encontró una edificio que parecía un módulo insertado entre árboles. Entró por la puerta.

"¡Buenos días!" se dirigió a ella el vigilante del puesto. "¿Vas a Ciudad Trigal?"

"Eso espero," le dijo Ryuuna.

"Es muy fácil atravesar el Encinar si tienes un Pokémon que conozca el movimiento Corte," le contó el vigilante.

"¿Y si no tengo ninguno que conozca Corte?"

"Entonces será un tanto más complicado," le respondió el vigilante. Era un tipo joven, de unos veintitantos años, uniformado. "Si te das un poco de prisa tal vez te encuentres con alguien cuyo Pokémon sabe Corte."

Ryuuna se despidió con un "¡Hasta luegooo...!" y salió por la otra puerta pitando.

El Encinar era un bosque frondoso, tanto que incluso en plena luz del día resultaba un lugar oscuro y cuasi tenebroso. Era una ruta poco transitada, pues únicamente la usaban aquellos que querían ir de Ciudad Trigal a Pueblo Azalea sin tener que dar la vuelta por Ciudad Malva. Entrenadores, básicamente.

Nada más entrar el camino señalado por los mismos árboles llevaba hacia la derecha, Ryuuna se dejó guiar y llegó a otra esquina... había alguien frente a un seto. Ryuuna se detuvo.

Era Steeler, usando un Pokémon que Ryuuna no consiguió detectar, para cortar el seto. Ryuuna ya se había encontrado con Steeler en Torre Bellsprout y le había parecido un tipo peligroso, se escondió detrás de un árbol, observando. Steeler devolvió el Pokémon a su pokéball y antes de proceder se giró y miró a un lado y a otro. Ryuuna se apretó tanto como pudo contra el árbol que le daba cobijo, deseando que no la viera.

El chico se adentró en el Encinar. Ryuuna esperó unos minutos prudenciales, que se le hicieron eternos. Finalmente procedió. Justo atravesando el seto cortado había un pequeño altar, que recordó estaba dedicado al espíritu protector del bosque, Celebi. Notó una presencia detrás, se giró... pero no había nadie. De pronto sintió que era uno con el Encinar. Varias visiones que no fue capaz de retener fueron pasando rápidamente por su cabeza. Eran momentos de la historia totalmente desconocidos por Ryuuna pero que el Encinar había vivido, tal vez cientos de años atrás, o más.

Eso sí, consiguió centrar su atención en una visión. Era un pájaro majestuoso, colorido, y prácticamente en llamas, atravesaba el cielo con desesperación. Consiguió verle los ojos, eran unos ojos tristes, de decepción... Y volvió a encontrarse frente al altar de Celebi. Había perdido la consciencia. No, no la había perdido, oyó una voz en su interior.

'No sé qué ha ocurrido, pero solo quería gastarte una broma. Soy Celebi. Nunca en esta época me había cruzado con alguien con un aura mística tan poderosa. Tal vez tú seas capaz de apaciguar a Ho-oh. Cuando llegues a Ciudad Iris ve a la Torre Quemada, uno de los lugares místicos de la región, Ho-oh no podrá ignorar tu aura.'

La voz ni siquiera hablaba, pero Ryuuna entendió el contenido del mensaje, así como que la presencia que había notado era la de Celebi.

Probablemente Steeler ya había cruzado el Encinar, Ryuuna se puso en camino. Para su sorpresa fue cuando llegó a los alrededores de una charca y lo vio en el otro lado. Retrocedió y se escondió detrás de un árbol antes de que el chaval se girara. Ryuuna sacó la cabeza pero ya no lo vio. Cruzó rápidamente la orilla.

Se perdió un par de veces, en una de ellas descubrió un tipo que se dedicaba a enseñar el movimiento Golpe Cabeza, tenía pintas de estar un poco loco. Daba la impresión de que no volvería a necesitar Corte en lo que quedaba de Encinar. Finalmente llegó a una zona llana desde la que vio el otro lado de la charca.

Finalmente llegó a la caseta de vigilancia del otro lado del Encinar.

"¡Hola!" le saludó el chico encargado del puesto de vigilancia. "¿Qué tal tu travesía del Encinar?"

"Bufff... Muy intensa," fue lo único que fue capaz de decir Ryuuna. Si hubiese dicho que Celebi se había puesto en contacto con ella no le habrían hecho caso, o peor, la hubiesen tomado por poco cuerda.

Una chica se le acercó.

"¡Felicidades! Eres la décima persona que atraviesa hoy el Encinar desde Pueblo Azalea, toma este obsequio, patrocinado por el Centro Comercial de Ciudad Trigal," le dijo.

Era una MT.

"¿Qué MT es?" le preguntó Ryuuna.

"Es la MT 12, contiene el movimiento Mofa," le dijo la chica, que iba vestida de uniforme, rosado con lazos rosas, estilo azafata.

Ryuuna depositó la MT en su bolso.

"Perdonad, ¿queda muy lejos Ciudad Trigal de aquí?" preguntó Ryuuna a nadie en concreto.

"Primero tienes que recorrer la Ruta 34, verás una zona de hierba alta y la Guardería, una vez llegues a esta altura, unos metros más hacia delante y allí está la más grande ciudad de Johto," le dijo el chico.

"No olvides pasarte por el Centro Comercial de Ciudad Trigal," añadió la chica.

"Gracias," y abandonó el puesto de vigilancia.

Primero se topó con un tal Joven, Samuel, que tenía en su equipo un Rattata, un Sandshrew y dos Spearow. Ryuuna sacó al Larvitar y acabó con el Rattata de una Avalancha, durmió al Sandshrew con su Gastly y terminó con él de varios Mordiscos, y con el Spearow primero lo durmió y con el Larvitar usó Avalancha. Lo mismo hizo con el otro Spearow.

"Antes ha venido un entrenador que daba miedo, me ha dado una paliza, y he pensado que tal vez tú no serías tan fuerte," dijo el Joven. "Creo que tengo que entrenar más."

Era obvio que se estaba refiriendo a Steeler.

"¿Qué Pokémon tenía?" le preguntó Ryuuna. Cualquier información sería útil.

"Me ha vencido con un Magneton, únicamente, no sé si tendría más Pokémon, pero seguro que sí," respondió el Joven Samuel.

Magneton. Magneton... era el único Pokémon que había visto también Elya en la Torre Bellpsrout.

'Si es cierto que el Magneton es su único Pokémon... es un monstruo,' pensó Ryuuna. 'Tengo que alcanzarlo y comprobarlo.'

Mapa de Johto

Mochila:
- Pokéball x4
- Amigo Ball x10
- Baya Aranja x1
- Baya Atania x2
- Baya Zreza x2
- Baya Safre x2
- Revivir x1
- MT 12 - Mofa
- MT 31 - Bofetón Lodo
- MT 70 - Destello
- MT 89 - Ida y Vuelta
- Caña Vieja
- Carbón

Equipo:
- Dratini (Mudar) MV: Atadura - Furia Dragón - Onda Trueno - Ciclón [Baya Aranja]
- Larvitar (Agallas) MV: Mordisco - Avalancha - Torm. Arena - Chirrido [Baya Aranja]
- Gastly (Levitación) MV: Hipnosis - Lengüetazo - Rencor - Mal de Ojo [Baya Aranja]
- Huevo Misterioso

My Little Pony: Friendship is Magic - S04x01-02

domingo, 24 de noviembre de 2013 1 quejas

*Spoiler warning*

My Little Pony: Frienship is Magic Logo

Princess Twilight Sparkle - Part 1
My Little Pony: Friendship is Magic - Princess Twilight Sparkle: Part 1

Empieza la cuarta temporada de My Little Pony, y como nos tiene acostumbrados Hasbro, o quienquiera que sea propietario de la susodicha serie, empiezan con un capítulo doble. Al final de la temporada anterior, Twilight Sparkle había sufrido una transformación en alicornio al pasar a formar parte de la realeza de Equestria.

El capítulo empieza en Canterlot, con Twilight Sparkle practicando su vuelo junto con Rainbow Dash para una exhibición durante la celebración de la Summer Sun, que conmemora el día en que Celestia derrotó a Nightmare Moon, y por tanto a su hermana Luna.

Twilight Sparkle se despide de sus amigas, que regresan a Ponyville, no sin antes haber rechazado la invitación a unirse a ellas. Pero...

¡Sorpresa! De la noche a la ¿mañana? (hay sol y luna al mismo tiempo en el cielo) la princesa Celestia y la princesa Luna desaparecen sin dejar rastro. En un golpe de ala, Twilight Sparkle y Spike vuelven a Ponyville. Allí, desde el Everfree Forest, unas extrañas hierbas con pinchos invaden la localidad, y el cielo se infesta de unas extrañas nubes, también con pinchos. Con las joyas de la armonía, invocan a Discord, quien parece estar detrás de todo, pero reciben la negativa por su parte.

Zecora, la cebra, a causa de la invasión de los hierbajos es obligada a huir del Everfree Forest, y en esas que les brinda una pócima que puede ser únicamente usada por alicornios tras ser tratada con su magia. Esta pócima le permitirá a Twilight Sparkle ver la verdad, y no le gustará demasiado...

Tras echar un trago de la pócima de Zecora, descubre que quien está detrás de todo es Nightmare Moon, quien está decidida a que tan solo haya una princesa en Equestria...

My Little Pony: Friendship is Magic - To Be Continued...

Princess Twilight Sparkle - Part 2
My Little Pony: Friendship is Magic - Princess Twilight Sparkle: Part 1

Resulta que lo que presencia Twilight Sparkle tras tomar la pócima es una visión de cuando Celestia mandó a Luna a la luna. Tras otro trago presencia el momento en que Luna y Celestia encarcelan a Discord, transformándolo en estatua. Es entonces cuando descubre el árbol de la armonía (Tree of Harmony), que es de donde salen los elementos de la armonía.

Dicho árbol se encuentra en el Everfree Forest, y es ahí hacia donde se encaminan. En determinado momento, Twilight Sparkle es requerida para volver a Ponyville, pero al final decide volver.

Y con un poco de magia y frenesí, reinserta los elementos de la armonía en el árbol para recupere toda su magia. Celestia y Luna estaban cautivas por los hierbajos y aparecen ahí cuando los hierbajos se desvanecen. Ya en Ponyville, otro sorbo de la pócima revela que fue Discord quien sembró, en el momento antes de ser petrificado, las semillas que hoy día causarían estos problemas. Y encima se extraña pues deberían haber funcionado antes...

Y después fiesta en Canterlot y a esperar el siguiente capítulo.

Este mes no habrá extras

jueves, 21 de noviembre de 2013 0 quejas

Debido a que los fanfictions se encuentran en fases poco productivas en cuanto a personajes (bueno, más o menos) este mes no habrá extras. Pues para hacerlos deprisa y corriendo, mejor no. Y todavía tengo que pensar de qué serie los haré... -.-

Por cierto, si conocéis a alguien que tenga puntos de DeviantArt y no sepa qué hacer con ellos, estoy haciendo una colecta para darme a conocer en esa misma plataforma. Toda difusión es agradecida.

Mi DA es: http://muramasa777.deviantart.com/

Relatos de la Grand Line: Alborada de Hazañas - XVIII

lunes, 18 de noviembre de 2013 1 quejas

Capítulo Decimoctavo: El Dios de Skypiea

"¡Ombligo, Monty!" dijo el hombre que había ordenado capturar a Sasar.

Monty se detuvo un momento, la cara del tipo no le sonaba de nada. Los Boinas Blancas, que parecían estar a sus órdenes se llevaron al inconsciente Sasar, y a lo lejos varios Boinas Blancas arrastraban al enorme Ezme y otro de ellos acompañaba a Onor.

"¿No sabes quién soy?" el tipo sonreía. Llevaba una pequeña corona en su cabeza, que también disfrutaba de una larga cabellera de color claro, era bastante alto y corpulento. La capa roja con pelusilla que llevaba puesta junto a la corona le daban un aire regio.

"Vámonos a casa, allí hablaremos con más tranquilidad, dejemos que los Boinas Blancas se encarguen del resto," dijo Zan For, que iba un tanto cojo.

"Deja que te lleve, por lo menos," insistió el tipo corpulento. Como Zan For apenas tenía fuerzas no opuso resistencia cuando fue elevado.

Una vez en casa del caballero del cielo...

"¿¡Tu eres Morth!?" exclamó un sorprendido Monty.

"Ja ja ja, sabía que te sorprendería," dijo Sabrion. "Bueno, en realidad yo no soy Morth propiamente dicho, Morth es mi clon. Soy un usuario de fruta diabólica, la Bun Bun no Mi. Me permite crear un clon exacto a mi, con todas mis capacidades y habilidades, y auqnue el clon es autónomo yo soy consciente de lo que el clon piensa, dice, hace o siente; es decir puedo hacer mi tarea y mi clon otra, y al terminarlas sabré lo que he hecho en ambas aunque yo de forma consciente solo haya hecho una de ellas. Las dos únicas pegas son que no puedo nadar en agua y que a medida que el clon se aleja de mi se hace más débil."

Monty daba señas de no haber entendido demasiado la explicación.

"Mira, te enseñaré un ejemplo," Sabrion se concentró y apareció un clon.

"No se parece a Morth," se quejó Monty.

"Claro, cada vez que hago aparecer el clon va sin ropa," Sabrion le cedió la capa a su clon.

"Ombligo, Monty," le saludó el clon. Era una experiencia un tanto sobrecogedora, el clon se puso detrás de Monty.

"Bien," dijo Sabrion, "ahora yo me daré la vuelta y tu le enseñarás a mi clon un determinado número de dedos, y yo adivinaré cuántos le has enseñado."

Y así fue, Sabrion se dio la vuelta y Monty le enseñó un dedo al clon.

"Le estás enseñando un dedo, el índice de tu mano derecha, concretamente," dijo Sabrion, Monty quedó alucinado.

"¿Lo has entendido ahora?" le preguntó Sabrion.

"Bueno, más o menos," respondió Monty.

"Es muy útil porque tengo que estar encerrado en el palacio del Jardín Superior gran parte del día y así por lo menos es como si saliera, y al ir con la cara tapada la gente no me reconoce y puedo saber qué es lo que preocupa a los ciudadanos de Skypiea," le contó a Monty, a modo de confidencia.

"Lo que decías de que tu clon a medida que se alejaba de ti se volvía más débil... Significa que ahora mismo no podría vencerte, ¿verdad?" Monty parecía afectado ante su escasa fuerza y poder.

"Sé que te harás mucho más fuerte, que navegarás el Mar Azul, entrarás en la Grand Line, y que un día de estos volverás y me contarás todas tus aventuras. Conocerás amigos y te enfrentarás a enemigos, descubrirás planes malvados y tesoros sin fin, pero piensa que ahora es cuando de verdad puedes permitirte ser débil y equivocarte, ahora que estás entrenando, aprendiendo. Cuando tu vida o la de tus seres queridos se encuentre en peligro, será entonces cuando el mínimo error puede ser fatal, y tendrás que tomar decisiones duras," Sabrion le contó todo esto a Monty para intentar subirle los ánimos.

"Bueno, visto así," dijo el chico.

"Vayamos a la mansión de Sasar," propuso Sabrion.

"¿A la mansión?" preguntó Zan For, pero no dijo nada más cuando Sabrion le guiñó el ojo. "Bueno, yo prefiero quedarme que tengo que reposar," añadió finalmente.

"¿Para qué quieres ir a la mansión?" le preguntó Monty cuando llevaban un tramo del camino.

"Espera y verás, tengo una agradable sorpresa," comentó Sabrion.

"¿Solo puedes hacer un clon?" preguntó el chico rompiendo el silencio.

"En principio sí, pero supongo que si entrenara mi habilidad al límite podría crear más de uno," pensó Sabrion, nunca se había preguntado cómo conseguir más de uno, y tampoco lo había necesitado.

Llegaron a la mansión, en la que todavía había Boinas Blancas rondando.

"¡Ombligo, Dios Sabrion!" le saludaron varios de ellos.

En la entrada de la casa estaba la capa de Sabrion, él mismo se agachó para recogerla.

"Ven, Monty, es por aquí," Sabrion lo guiaba por el interior de la mansión, Monty rememoraba su reciente enfrentamiento contra Ezme.

"¿Dónde me estás llevando?" Monty curioso le preguntó a Sabrion, que se adentraba en la casa.

Finalmente llegaron a una de las cámaras acorazadas de la mansión, muy similar a la que había presenciado la lucha entre Monty y Ezme. Sabrion se detuvo, y Monty hizo lo propio.

"¿Estás preparado?" le preguntó Sabrion. Las piernas de Monty temblaban de la emoción, estar preparado lo que se llama estar preparado, uno nunca está preparado para lo desconocido. El Dios de Skypiea abrió la puerta.

Dentro había oro y joyas, nada reseñable. Hasta que Monty vio...

"¡Diales!¡Montones y montones de diales!" exclamó excitado.

"Sabía que te gustaría. En condiciones normales los Boinas Blancas confiscarían todo este material, pero como Dios de Skypiea yo te doy permiso para llevarte los diales que requieras, sé que harás un buen uso de ellos," le dijo Sabrion.

Monty no cabía en sí de gozo. Usó la capa de Sabrion para almacenar unos cuantos diales, a modo de saco, preguntando la función de los que desconocía.

"¿Cómo sabías que aquí había diales, si ni siquiera habías estado aquí?" le preguntó Monty pasada la emoción del momento.

"Envié a mi clon, que habló con Onor antes de que se lo llevaran," le contó Sabrion, "le pregunté qué clase de material tenían almacenado, y cuando me contó lo de los diales pensé que te haría ilusión conseguirlos."

"Ahora que lo mencionas, ¿qué será de Onor?¿Y Sasar y Ezme?" le preguntó Monty.

"Serán duramente castigados," dijo Sabrion en un tono que no admitía duda.

"¿No podrías perdonar a Onor?" le pidió Monty, "Tu eres el Dios de Skypiea, a ti te harán caso."

"Debido a que fue él el que delató a Sasar y que ha colaborado, su pena será mucho menor, pero no puedo indultarle así como así. Seguramente tendrá que superar una de las pruebas de un sacerdote," le explicó Sabrion.

"¿Y entonces, qué será de Sasar y Ezme?"

"Ezme tendrá que pasar las tres pruebas de los tres sacerdotes y tal vez pase a formar parte de los Boinas Blancas, si se lo merece. Sería de inconscientes desperdiciar toda esa fuerza bruta. En cuanto a Sasar... lo suyo es mucho más grave."

"¿Cómo de grave?"

"Prácticamente ha conspirado contra el Dios de Skypiea, si se tratase de Enel ya estaría muerto. Kaput. Frito. No tengo claro si lo llevaré a destierro o a despeño."

"¿Despeño?"

"Sí, meterlo en una balsa y llevarlo hasta los límites del mar blanco para que la gravedad haga su trabajo. Y si la caída no es suficiente para terminar con su vida será que todavía no es su momento, pero tendrá que vivir en el mar azul el resto de sus días."

Visto en frío sí que parecía un castigo muy duro, sin embargo Monty un día u otro tendría que volver al mar azul, por el mismo camino que Sasar. Monty le contó su inquietud a Sabrion.

"Un día de estos yo también tendré que volver al mar azul."

"Llegado el momento, Monty, llegado el momento."

TDDetectives - XI

jueves, 14 de noviembre de 2013 0 quejas

Undécima entrega de la sección que recopila cosas curiosas que busca la gente antes de visitar este blog.

catcheuse beth phoenix

TDDetectives


llufa partida

TDDetectives


mates hentai

TDDetectives


nefertari titi

TDDetectives


samira sammer del futbol al porno

TDDetectives


bloggif anime fluttershy and alcohol

TDDetectives


borrego animado

TDDetectives


sirvientas folladas

TDDetectives


07/10/2013 - Día

TDDetectives


11/10/2013 - Semana

TDDetectives


15/10/2013 - Semana

TDDetectives


17/10/2013 - Semana

TDDetectives


18/10/2013 - Día

TDDetectives


06/11/2013 - Semana

TDDetectives


07/11/2013 - Día

TDDetectives


11/11/2013 - Semana

TDDetectives


13/11/2013 - Semana

TDDetectives

Crónicas de Ivalice: Historia de una condena - XIX

lunes, 11 de noviembre de 2013 2 quejas

Capítulo Decimonoveno: Planes precipitados

Mapa de Yutolandia

Región de Grass, Roahl

"Bueno, bueno, nos ha costado un poco pero hemos conseguido encontrar la base de los Ninjas..." le dijo Gram Benn a Ilwulf. El Ladrón estaba escondido entre unos arbustos.

"Me ha parecido ver algo surcando los cielos mientras nos íbamos acercando aquí," dijo Ilwulf.

"Podría tratarse de un pájaro," Gram Benn intentó autoconvencerse.

"Era algo más grande que un pájaro, Gram Benn," puntualizó Ilwulf.

"Ahora que estamos aquí, centrémonos en lo que nos corresponde, que es vigilar las entradas y salidas, y dejémonos de preocupar por cosas que no nos atañen," dijo Gram mientras sacaba una libretita en la que apuntar cosas.

...

Erna fue una fracción de segundo más rápida en lanzar su ataque que Tarnes.

*FUUUUUUUUUUUU*

El Templario quedó parcialmente confuso. Erna fue víctima del Orbe Negro justo después de haber lanzado su técnica, notaba como el poder mágico que le quedaba tras el ataque disminuía. Pero esto ahora ya daba igual.

"Creí que... era másss rápido..." dijo un confuso Tarnes, que había apoyado la espada en el suelo para tenerse en pie.

"Ya has visto que no, señor Confío-plenamente-en-mis-posibilidades," respondió Erna con sorna.

Gides observaba junto a Jens Rhudd desde la distancia la pelea. Alucinaba con el esfuerzo y las ganas que le echaba Erna, agente del Ejército de Yutolandia, mientras soñaba con el día en el que sería agente del ejército.

"Por el momento abandono vuessstra persssecución," dijo Tarnes que poco a poco estaba recuperando los sentidos. "He confiado demasssiado en misss posssibilidadesss en essste cassso. Tengo otrosss asssuntosss que atender en la llanura, me voy, pero sssi nosss volvemosss a cruzar, ateneosss a lasss consssecuenciasss."

El Templario se fue, dando la espalda a su, hasta unos instantes antes, oponente. Erna estaba familiarizada con gran variedad de tretas y artimañas cuando la situación lo requería, sin embargo si su oponente demostraba ser noble, ella lo era más. Lo dejó marchar sin siquiera pensar en el ataque por la retaguardia. Se movió en dirección a Gides y Jens Rhudd.

"Un poco más y no lo cuento..." dijo Erna Gozzola.

"Pues yo pensaba que estábais bastante igualados," dijo Gides, con cierta sorpresa.

"Si hubiéramos estado dándonos con las espadas un par de minutos más, me hubiera acabado derrotando," reconoció Erna, "Este tío es bueno, pero no me gané el título de agente el Ejército de Yutolandia por nada..."

La nube en la que Gides tenía a Erna había peligrado por unos momentos.

...

Haelle y Jowena y Ermine y Chalsye hablaban animadamente, las dos primeras les habían contado lo que se rumoreaba del encuentro en Grass entre las lideresas del Clan Dal y los líderes del Clan Veg. Ermine y Chalsye habían estado ahí, y podían detectar si Haelle y Jowena estaban del todo informadas.

"Nos están siguiendo desde hace rato," dijo Jowena, la Maga Verde.

"¿¡Quién eres!?" espetó Haelle, la Esgrimidora, girándose.

Ante el silencio, Haelle desenfundó su estoque y se lanzó al ataque. De entre unas rocas apareció un Soldado, con los brazos en alto.

"Calma, calma," dijo el Soldado, "estoy en inferioridad numérica, no seré yo el que empiece una reyerta."

"Si no era para atacarnos, ¿por qué nos seguías?" le preguntó Haelle.

"Para no ser atacado," respondió el Hume.

"Explícate, por cierto, ¿cuál es tu nombre?" le inquirió la Viera.

"Soy Adanh, ex miembro del Clan Dal. Me echaron de mi clan ayer por la noche junto a un compañero, ambos Humes, pero por discrepancias en las decisiones acabamos por separarnos, craso error, pues es mejor viajar en grupo. Cuando me di cuenta ya era tarde para subsanar el error. Así que cuando hoy os he visto de lejos, he pensado que lo más sabio sería teneros cerca, por si acaso."

"Bueno, bueno, parece que las cosas empiezan a aclararse," saltó Chalsye.

"¿El qué? Me he perdido," preguntó Jowena.

"Mi compañera Ermine y yo estamos en misión junto a una representante del Ejército de Yutolandia," empezó a explicarse Chalsye. "Teníamos constancia de que ambos clanes querrían enfrentarse entre ellos debido a discusiones entre líderes, y pensaban que los de la raza enemiga no serían útiles en batalla, por afinidad racial, así que hay dos Humes y dos Vieras deambulando por Llanura Baybold."

"Vosotras sois las dos Vieras," siguió Ermine con la explicación, "y él es uno de los dos Humes. El otro Hume, Jens Rhudd, está bajo custodia del Ejército de Yutolandia."

"Es probable, pero, que hayan enviado gente para eliminar a los desertores y reclutadores para captar a los contrarios..." añadió Chalsye.

...

"¿¡Ves como había visto realmente a alguien volar!?" Ilwulf señalaba una figura volante varios metros encima de ellos. Gram Benn estaba escondido y era prácticamente invisible, pues por desgracia la técnica no eliminaba el volumen que un cuerpo ocupa, pero Ilwulf tuvo que meterse entre los arbustos para no ser visto por la figura que acababa de aterrizar.

"Es un Furia," dijo Gram Benn.

Era Lynelet, que no había podido cumplir ninguno de sus objetivos y regresaba a su escondrijo. Tenía un gesto abatido.

"Voy a seguirla," quien dijo eso fue Gram Benn, aunque lo podría haber dicho Ilwulf tranquilamente. "Quédate aquí, soy el único de nosotros dos que puede entrar sin ser visto. No te muevas, es importante."

Ilwulf se sentía tentado de seguir a Gram Benn, pero en este caso el Seeq tenía razón, sin sitio donde esconderse era una molestia, así que se quedó en el sitio entre los arbustos en el que se encontraba. Gram Benn se colocó detrás de la Furia cuando atravesaba la puerta de entrada.

*THWOMP*

La puerta se cerró de golpe, Gram Benn no tuvo más remedio que avanzar varios centímetros para no ser alcanzado y delatar su posición. Claro que, delante de él se encontraba la Furia.

*fruss*

Sin darse cuenta acabó por hacer contacto con Lynelet.

"¿¡Quién me ha tocado el culo!?" inquirió furiosa la Furia. Gram Benn, al darse cuenta de la que estaba a punto de montarse se arrastró por los suelos intentando situarse a una distancia prudencial.

Los dos vigilantes apostados en la puerta, ligeramente asustados, hacían gestos indicando que eran inocentes. Y así lo pensó también la Gria cuando vio la distancia a la que se encontraban.

"Perdonad," les dijo, "estoy un poco alterada."

Y todo volvió a la normalidad. 'Me lo debo haber imaginado,' pensó Lynelet.

Gram Benn volvió a su tarea de seguir a su objetivo. Se encontraba en una cueva, probablemente artificial, excavada a mano. La iluminación era muy pobre, con antorchas en los pasillos. El pasillo de la entrada, que era en el que se encontraba, tenía pendiente descendente.

Al final de la pendiente había una especie de salón de forma cuadrada, bastante espacioso para ser una cueva, aunque tan pobremente iluminado como el resto de la estancia. Frente a él el pasillo seguía recto. Lynelet atravesó el salón, en el que habían un par de mesas de madera y bancos del mismo material a lado y lado. Un Hume y un Bangaa jugaban a cartas.

Había puertas a lado y lado, y Gram Benn pensó que debía tratarse de las habitaciones. Lo jugoso venía partir de este pasillo.

Lynelet seguía el recto pasillo, sin pérdidas, y Gram Benn, la seguía a ella, totalmente invisible a sus ojos. El pasillo llegó a su fin, donde se bifurcaba en tres posibles caminos, tan sólo Lynelet sabía lo que se escondía detrás de cada puerta. Entró en la que quedaba a su derecha, Gram Benn tan solo pudo echar un rápido vistazo antes de que la puerta se cerrase ante sus narices.

Acercó su oreja tanto como pudo a la puerta, ya que no podía ver el interior, por lo menos escucharía tanto como le fuera posible.

"Vegis y yo esperábamos noticias tuyas, Lynelet," dijo Vegil.

"¿Cuáles son las buenas nuevas que nos traes?" preguntó Vegis.

"Traigo nuevas pero no son buenas en absoluto," dijo Lynelet con tono de arrepentimiento en su voz.

"Tú misma dirás," dijo uno de los dos Ninjas, aunque Gram Benn no fue capaz de discernir cuál.

"He sobrevolado la Llanura Baybold de cabo a rabo y no he conseguido encontrar ninguno de mis objetivos. He fracasado," reconoció Lynelet.

"Cuando terminemos con nuestros vecinos serás severamente castigada, Lynelet, ¿verdad Vegis?" dijo Vegil.

"Ardo en deseos de castigarte," le dijo Vegis a Lynelet.

"Mañana por la mañana, antes de que salga el sol, nos pondremos en marcha," sentenció Vegil, "ahora deberíamos descansar..."

*Hiiii*

A Gram Benn se les escapó un chillido al oir que el clan de los Ninjas adelantaba sus planes. Se llevó las manos a la boca y se apartó de la puerta.

"¿Qué ha sido eso?" se preguntó uno de los Ninjas.

"No sé, vayamos a inspeccionar, podría tratarse de espías," dijo el otro Ninja.

Lynelet sacó su espada, también. Abrieron la puerta silenciosamente y miraron en el pasillo, pero no vieron nada. Gram Benn sabía que no podían verle. Uno de los Ninjas hizo señas al otro y a Lynelet, Gram Benn lo estaba viendo, el que hacía señas torció hacia su izquierda en dirección al salón central, Lynelet fue a investigar enfrente del salón de reuniones, donde había una puerta, y el otro Ninja torció a su derecha, donda había otra puerta. Gram Benn se encontraba en la esquina entre las dos puertas que iban a investigar. Si se acercaban mucho a su posición lo detectarían, porque aunque era prácticamente invisible, conservaba su volumen.

El Ninja que estaba con Lynelet le hizo señas y abrió la puerta que había delante de él. Gram Benn se fue alejando de la esquina y cuando la puerta se cerró se movió hacia la otra esquina, mientras Lynelet abría su puerta.

Con un rápido movimiento, Gram Benn entró en la puerta que habían dejado vacía. Era una sala de reuniones un tanto especial. No solo estaba la mesa redonda con sillas a su alrededor, pues también había varios instrumentos y máquinas de tortura, Gram Benn se hizo una ligera idea del uso que le daban. En el fondo de la sala se alzaban dos armarios, la curiosidad pudo con el Seeq que se acercó a ellos. En este punto ya era del todo visible.

En el armario del fondo a la izquierda había libros y pergaminos. Uno de ellos llamó la atención de Gram Benn.

"El sombrío camino del Ninja," dijo. "Me sé de alguien a quien le podría interesar," y se lo guardó.

En el otro armario había artículos sexuales de dominación: cubreojos de cuero, esposas y cadenas, y alguna que otra cuerda. Estaba claro cuál era el fetiche de esos depravados. Gram Benn volvió a su estado de invisibilidad justo cuando se abrió la puerta. Era uno de los Ninjas, junto con Lynelet.

"No había nadie en nuestras habitaciones," dijo el Ninja.

"Ni rastro de espías en la armería," dijo Lynelet.

'Humm, así que la puerta de enfrente lleva a la armería, tal vez deba echar un vistazo,' pensó Gram.

Poco rato después llegó el otro Ninja.

"Veo que no habéis encontrado nada," dijo, "en la entrada me confirman que no ha salido nadie. Debe haber sido algún bicho o algo."

'Mierda,' pensó Gram Benn, 'todavía me queda salir de aquí... y el tiempo se me echa encima.'

...

Erna surcaba los cielos vigilando que nadie sospechoso se acercara a ellos, Jens Rhudd y Gides debajo, a ras de suelo caminaban hacia la base de las Vieras Asesinas, guiados por el primero.

"¿Queda mucho?" le preguntó Erna a Jens, en un grito desde el cielo.

"No mucho," respondió Jens. El sol empezaba su declive.

"Espero que lleguemos antes de que oscurezca," dijo Gides.

"Descuida, lo que me pregunto es qué haremos una vez lleguemos, pensad que en la base están la mayoría de los miembros, no podemos entrar ahí como si tal cosa..." dijo Jens.

*sigh*

Suspiró Gides.

Desde lo alto del cielo Erna descendió en picado y pasó a ras de sus compañeros de viaje, dando varias vueltas en espiral, y con una espectacular voltereta plantó los pies en el suelo.

...

"No, tú no," se lamentó Adanh. "¡Corred!"

Esa sorpresa que había anunciado

miércoles, 6 de noviembre de 2013 2 quejas

En esta entrada decía lo siguiente:

También os diré que tengo medio apalabrada una sorpresa, pero hasta que no sean fechas no lo podré confirmar.

Ya es definitivo y real.

En el 4º número del fanzine Pirates vs Ninjas de Natsume de Studio Natsume:

Pirates vs Ninjas 4

Aparecen unas ilustraciones mías en el apartado de colaboraciones:

Mabui B/W

Tsunade B/W

Nami B/W

Las dos últimas forman parte de un set de ilustraciones mías de personajes femeninos ambientados en el Lejano Oeste: [Projekt] Heroine Western Edition

Y si rebuscáis un poco por TDD1-projekts podréis encontrar la primera a todo color.

World of Trollcraft: [Capítulo vigesimoctavo: Communication Troll A]

lunes, 4 de noviembre de 2013 1 quejas

Capítulo 28

Communication Troll A


Cambio de disco.

Habían llegado a la Torre de Comunicaciones A, y un angosto pasillo los recibió. Tenía forma de L y justo en el vértice había varias cajas apiladas, unas metálicas y otras de cartón. Iban con prisa así que no se detuvieron a comprobar su interior.

"¡Corred!" gritó 7F.

Justo al doblar la esquina, pasadas las cajas otra puerta de nivel 6 los recibió.

"¡Alto!" dijo 7F tras ver como una serie de láseres esperaban justo detrás de la puerta, pero fue demasiado tarde. El héroe no tuvo tiempo de frenar ante la advertencia de Ataru y acabó empujándolo sin querer. La Gata Negra saltó por encima de ellos y tomó una caja con la inscripción "rope" (cuerda en inglés) en ella.

"Cubridme," dijo. "Voy hacia arriba."

Ataru tomó el fusil FAMAS de su pequeño arsenal y el héroe invocó el poder de la seta simbionte y siguió a la Gata Negra.

"¡Yo cubro la retaguardia!" les dijo Ataru mientras veía como un grupo de soldados aparecían casi de la nada por la misma puerta que acababan de atravesar.

*RATATATATATTATA*

Varios de ellos no lograron atravesar la puerta. El grupo liderado por la Gata Negra empezó el ascenso de la Torre de Comunicaciones A.

World of Trollcraft - Chapter 28 Cover

*RATTATATATTATA*

"¡Parece ser que únicamente vienen de atrás!" dijo Ataru con el gatillo apretado. Habían llegado a las inmediaciones del sexto piso, o así lo indicaba una placa metálica en el suelo que decía "Floor 06".

"Parece ser que no," dijo el héroe enfundado en su traje simbionte saltando por encima del hueco de la escalera metálica, lanzó unas hebras que se engancharon al soldado que allí les esperaba y lo lanzó por el hueco que acababa de saltar.

"¡Uaaaaaaaa!" gritó el soldado.

"Via libre," le dijo el héroe a la Gata Negra. Ataru seguía despejando la retaguardia.

Ascendieron tres pisos más.

"¡Una puerta!¡Rápido 7F!" le instigó el héroe a 7F ante la visión de una puerta de nivel 6, Ataru se acercó pero la puerta no se abrió, a pesar de que el piloto cambiaba de color rojo a color azul.

*RIIING-RIIING*

Era el Códec de 7F en la frecuencia 141.12.

"¿Quién es?" preguntó Ataru.

"Soy Otacon, creo que se me había olvidado comentaros que la puerta de la Torre de Comunicaciones A que conduce a la pasarela, debido al frío, a veces queda atascada. Pero no temáis, hay otra pasarela en el tejado. Siento no haberos avisado."

"Bueno, por lo menos lo has hecho ahora, gracias de todas maneras, corto y cierro," dijo 7F, cerrando la comunicación vía Códec con Otacon.

"Malas noticias, chicos, toca seguir subiendo," les dijo, un par de soldados más estaban subiendo y Ataru los eliminó, y el héroe hizo lo propio con los soldados en vanguardia. Ataru aprovechó para tomar la munición dentro de las cajas mientras el grupo tomaba un breve respiro.

"¡Sigamos!" les invitó la Gata Negra, y el héroe y Ataru reanudaron su marcha.

Ahora aparecían soldados apostados en vanguardia con más frecuencia, el héroe lanzó hebras hacia los pies de los soldados y tiró de ellas, haciendo que perdieran el equilibrio.

"¡Me estoy quedando sin balas!" se quejó Ataru, que no tuvo más remedio que cambiar su FAMAS, ahora sin balas, por la pistola SOCOM.

*PEW**PEW-PEW*

"¡Ay, como echo de menos mi querida Glock 17!" se lamentó el agente 7F.

Finalmente consiguieron llegar al piso número 27, cuando los soldados dejaron de perseguirlos. Parecía que terminaba ahí la excursión.

"Parece que ya no nos persiguen más," dijo la Gata Negra. El suelo metálico resonaba a sus pasos, y en la lejanía se oían los de los soldados que habían abandonado la persecución.

"¿Qué es esto?" preguntó el héroe viendo la caja que había carreteado desde el primer piso la Gata Negra.

"Diría que es una cuerda, podría sernos útil, o eso me ha parecido cuando la alarma ha empezado a sonar," dijo ella.

Ataru Moroboshi, 7F, estaba inspeccionando la planta; sus pasos lo llevaron al final del camino.

"Eh, hay unas escaleras aquí," les dijo.

Justo en su posición había fijadas en la pared unas escaleras de mano metálicas. Era el único camino por el que podían acceder, así que Ataru lideró de nuevo la comitiva. Así llegaron a una pequeña estancia en el tejado de la Torre de Comunicaciones A.

"Preparaos para pasar frío," comentó Ataru. Se personó frente a la puerta de nivel 6 que llevaba al exterior y ésta se abrió.

Nevaba. El exterior era un tejado cualquiera, aunque a juego con la estética general del edificio. El perímetro estaba vallado por barandas metálicas, sin embargo no había nada más que detuviese una buena caída. Los tres accedieron al tejado. A su izquierda quedaba la Torre de Comunicaciones B, y a medio camino, mirando hacia las estrellas, una majestuosa antena parabólica. Ya casi podían verse en el otro lado de la pasarela...

*FIUUUUUUUUUUuuuu*

Tres misiles se acercaban peligrosamente a su posición, pero ellos no eran el blanco.

*BOUUM*

La base de la antena fue reducida a escombros y la onda expansiva fue tal que la Gata Negra salió volando, el héroe se lanzó a por ella, pues debido a su poco peso hubiera salido despedida más allá del suelo del tejado, y un caída de veintisiete pisos era prácticamente imposible de sobrevivir sin resistencia sobrehumana.

7F fue acorralado por una viga metálica, maciza, y sin dudarlo lanzó una granada para desviarla de su trayectoria. Acabó colgado de la baranda, y con cierto esfuerzo volvió al tejado.

"¡Qui el va parir!" profirió Ataru.

*RRrrrRrRRrrrRRRRRRRrrrRRRRRRrrrrRRR*

El Hind D de Liquid asomó.

"Me temo que no puedo dejaros pasar..." dijo el villano a través de la megafonía del helicóptero. "¡Vuestra excursión termina aquí!"

La Gata Negra ató la cuerda a la barandilla.

"No nos queda más remedio que bajar hasta la pasarela inferior haciendo rápel," dijo ella. Y fue la que inició el descenso.

*RATTATATATATATATAATATAT*

*FIUUUUUUU*

Liquid Snake iba con todo, ametralladora y misiles, el héroe y Ataru se lanzaron prácticamente al vacío mientras la Gata Negra iba descendiendo dejando cuerda.

"Será más fácil si uso las hebras, os espero allí abajo," dijo el héroe, y acto seguido inició su rápido descenso, seta-simbionte mediante. Ahora eran dos personas para una sola cuerda.

*RIIIING-RIIING*

"Aquí Perumu," dijo el jefe de Ataru, Rintaro Perumu, a través del Códec.

"Diga, Perumu," respondió 7F, "aunque vaya rápido o no viviré para contarlo."

"¿Ha hecho alguna vez rápel en algún entrenamiento del CEFPIFST?" le preguntó.

"Mmm... es posible."

"Tan solo le recordaré que tiene que descender mientras suelta cuerda, aproveche los saltos para esquivar los disparos del Hind D. Si alguien puede conseguirlo, sin duda, es usted. ¡Ánimos, Ataru!"

Y la conexión se perdió.

En este caso, Ataru no tendría que preocuparse de soltar cuerda pues era la Gata Negra la que llevaba el liderazgo. Tenía que aprovechar las cornisas para descansar y lanzarse al vacío cuando Liquid le disparara.

*RAATATATATATTTTTATATAATA*

Quedaban unos pocos metros para alcanzar la pasarela cuando la ráfaga de balas del Hind partió la cuerda en dos. La Gata Negra ya había llegado pero Ataru quedó suspendido en el aire, el héroe lanzó unas hebras a través del hueco que dejaba una tubería y éstas se adhirieron a 7F, a modo de polea. La energía de la caída arrastró al héroe, que luchaba por pegarse a la pared. Ataru quedó suspendido a pocos centímetros del suelo, pero entonces ya podía bajar por su propio pie. El helicóptero abandonó momentáneamente la escena.

"Bueno, ya que estamos desbloquearemos la puerta con un cargamento de C4..." dijo Ataru, colocando una carga de explosivo plástico.

*boum*

Fue una explosión leve y totalmente controlada, aunque había levantado cierta alarma al otro lado de la pasarela.

"¡Rápido, entremos antes de que nos vean!" dijo el héroe.

Y volvían a estar dentro de la Torre de Comunicaciones A, aunque esta vez estaba desierta. Pasaron un par de minutos y nadie hizo acto de presencia, así que sacaron la cabeza de nuevo.

Apenas podía verse el otro lado, y la pasarela se veía frágil, toda ella metálica, no podían hacer otra cosa que desear que el Hind no volviera a aparecer.

"¡Un momento!" alertó Ataru. "Antes de proceder asegurémonos de que no nos han preparado una sorpresa en el otro lado."

"¿Qué quieres decir?" le preguntó la Gata Negra, mientras Ataru se colocaba las gafas de visión térmica y tomaba su fusil de francotirador PSG-1.

Tres soldados aguardaban en el otro lado de la pasarela, y con el pulso tembloroso Ataru los fue eliminando uno por uno.

"Esos tres ya no nos volverán a molestar," sentenció.

El grupo comenzó a cruzar la pasarela metálica, ya con ganas de meterse en el edificio de la Torre de Comunicaciones B. El viaducto tenía forma de L, y por desgracia, al llegar al vértice, el Hind volvió a hacer acto de presencia.

"¡JAJAJA!¡Tragáos esto!" gritó Liquid.

De nuevo, recibieron una ráfaga de plomo.

"¡Rápido, rápido!" dijo el héroe. Los tres corrían tan deprisa como podían. Finalmente llegaron a la seguridad de la Torre de Comunicaciones B, de nuevo, recibidos en una pequeña y nada acogedora antesala. Ahí había una caja con la inscripción "Stinger".

"Mmm..." hizo Ataru, "Stinger es una lanzadora de misiles tierra-aire. Tal vez nos sirvan para decirle cuatro cosas a Liquid y su Hind..."

Tal vez el villano había intuído algo, porque cuando el agente volvió a salir a la pasarela, todo rastro del helicóptero se esfumó. 7F volvió a entrar.

"Estaremos tranquilos durante un rato," dijo 7F. Pero... ¿cuánto tiempo sería un rato?

Atravesaron la otra puerta de nivel 6 en la pequeña antesala. La estancia siguiente ya se trataba de la Torre de Comunicaciones B propiamente dicha, y lo más destacable era el ascensor que presidía el centro, lo que dejaba un angosto pasillo que lo rodeaba.

"¿Derecha o izquierda?" preguntó Ataru.

"Derecha," respondió la gata Negra.

"Izquierda," dijo el héroe.

"Siento llevarle la contraria en esto, madam, pero yo también me decanto por la izquierda," se disculpó 7F.

Avanzaron cautelosamente por el pasillo que dejaba el ascensor y al llegar a la esquina descubrieron que había unas escaleras que descendían, y junto a ellas, una placa en la que se podía leer "Floor 09". Bajaron, 7F con la SOCOM en mano.

Un piso, dos pisos, tres pisos... Suya fue la sorpresa cuando descubrieron que algo había terminado con las escaleras metálicas y no podían seguir bajando, el ego de la Gata Negra hubiera empujado a 7F y al héroe al vacío si este fuera tangible de tanto como crecía.

"Os lo he dicho, teníamos que ir por la derecha... pero nada, no me habéis hecho caso, y ahora toca rehacer el camino," les regañó.

"Bueno, uno nunca sabe, que en estos casos, en estos juegos, se tiene que explorar," dijo el héroe.

"Pues nada, volvamos," sentenció Ataru.

La vuelta hasta el noveno piso fue tranquila, sin sorpresas.

"Por cierto," empezó la Gata Negra, "¿probamos a subir hasta el tejado con el ascensor?"

"Podríamos..." respondió Ataru. Picó el botón de llamada pero el ascensor parecía estar bloqueado. "¡Qué raro!"

"Bueno, no le demos más vueltas, tal vez esté bloqueado o algo, subamos por las escaleras."

"¡Allá vamos, Liquid!" espetó la Gata Negra con el puño alzado.

Clónica del XIX Saló del Manga de Barcelona (y digo clónica porque son todas iguales)

viernes, 1 de noviembre de 2013 3 quejas

Sí, señoras y señores, desde el año pasado ya puede decirse de Barcelona, y no de L'Hospitalet, porque como bien sabréis, desde el año pasado el evento más grande de toda la península en su modalidad se trasladó a la Fira de Barcelona, cosa que ya se venía pidiendo desde antaño.

El año pasado lo tengo en mi mente como una prueba de capacidad. Es decir comprobar cuántos stands podían meter sin llegar a colapsar al personal. Este año había, desde mi humilde punto de vista, más cantidad de stands. Pero no adelantaré acontecimientos.

Serían las 10 de la mañana cuando he salido de casa para tomar el metro. Ni transbordo ni historias, desde Clot hasta Espanya, línea roja y tira millas. Llegados a este punto quiero aclarar que no he desayunado más que una infusión porque no me entraba nada. Llevaba una bolsa de deportes conmigo.

Ha llegado el metro sin problemas y he entrado en uno de los vagones. Ya se empezaba a respirar el ambiente friki típico de días de salón, con gente disfrazada (más bien poca), y conversaciones hablando de series. Nos hemos quedado un rato parados en Urquinaona por vete a saber tú qué motivo, y el trayecto ha continuado sin más dilación.

Al llegar a la parada correspondiente se ha formado la marabunta de gente y yo he salido como he podido de la estación. Me he equivocado de salida y he tenido que cruzar la calle después.

Aquí viene el primer objetivo del día, que era entrar sin pagar. Suponiendo que nos ponemos mirando a Montjuic, las entradas se vendían a la derecha y el salón quedaba a la izquierda. Yo me he puesto en la cola, en la zona de entrar. Una cola maja, debo decir. En ese momento mi atuendo era un pantalón oscuro y corto, unas deportivas y una camiseta de la selección argentina (original) tapada por una sudadera azul. La cola iba avanzando y en un momento dado nos han desviado hacia el carrer Lleida.

Cuando he visto que nos harían entrar por ahí me he desprendido de mi sudadera mostrando la camiseta albiceleste. La cola seguía avanzando y ha llegado uno de los momentos decisivos del día. Me he quedado enfrente de uno de los señores que validan entradas, me ha mirado con cara rara durante una fracción de segundo, y acto seguido... me ha hecho el gesto de que pasara. Mentalmente se lo he agradecido y he accedido rápidamente al cobijo del recinto, antes de que pudiera cambiar de opinión. Llegados a este punto quisiera aclarar que en la bolsa de deportes llevaba un plan B por si acaso, pero no me ha hecho falta. Ya no me he vuelto a poner la sudadera porque la temperatura en el interior era aceptable.

Eran las 11 y cuarto aproximadamente, y yo había quedado con scaramanga a las 11, así que le he llamado. Él sí que había entrado por la Av. Maria Cristina. Entonces nos hemos encontrado.

Hemos deambulado por el salón sin rumbo fijo, porque ni él ni yo teníamos intención de comprar nada. Bueno esto no es del todo cierto, él ya había comprado varias cosas para su hermano y yo tenía algo que comprar. En fin, que hemos estado vagando hablando de todo y de nada y mirando sin ver. Poco después me he encontrado con un par de monitores del esplai donde estoy, y me han hecho una foto (bueno, se lo he pedido yo) con mi foulard, para el "foulard viatger". En el momento que dábamos la segunda vuelta yo ya tenía un mapa mental de todo.

Cuando hemos pasado por uno de los stands de películas, scaramanga ha acabado comprándose una película de las Tortugas Ninja, después de discutir qué doblaje es el que venía. Hemos caminado un poco más y al final scaramanga tenía que irse porque tenía comida familiar. Que serían las 13:45h. He sentido un cierto desamparo entonces, y es que esto de los salones es mejor si se va acompañado.

Tenía varias opciones tras quedar solo.

Una de ellas era pasarme por el stand de Studio Natsume para conocer a Natsume, que es lo que he hecho, pero daba la casualidad de que el chico que estaba ahí no coincidía con la descripción que tenía de él, así que he seguido dando tumbos comprobando si la sección de restauración se vaciaba (cosas impensables en el día y la hora en la que me encontraba). Así que he pasado a intentar cumplir mi segundo objetivo del día.

Al entrar con disfraz me iba aquedar sin entrada física, así que me he puesto a mirar por el suelo a ver si algún despistado la había perdido. Como creo que ya no dan manga con la entrada, era más factible que años anteriores donde hubiera sido prácticamente imposible. Me debo haber dado una vuelta por el salón, pero dicen que el que la sigue la consigue y me he encontrado esta entrada en el suelo, donde había la exposición de Toriko y One Piece:

Entrance ticket

Con esto ya había cumplido mi segundo objetivo del día. He seguido deambulando por el salón, ahora ya con cierto dolor en mis pies y piernas, pero Natsume seguia sin aparecer y los restaurantes seguían a reventar. Pero como yo soy así de chulo he seguido dando tumbos, sin saber adónde ir, ahora ya con hambre y con incapacidad para concentrarme.

Me he enamorado de una camiseta que decía I am SHERlocked, de la serie Sherlock y que me hubiera comprado de no valer 15 eurazos (por 10 creo que ni me lo hubiera pensado). También me gustaban algunas de las de Be Friki, pero también eran carillas. Después de perder el tiempo miserablemente un poco más, al final Natsume había vuelto a su stand y me he presentado ahí.

Nos hemos presentado y le he comprado el fanzine que sacaba este Salón, el Pirates vs Ninjas 4:

Pirates vs Ninjas 4

El fanzine, que me lo ha dedicado in situ, venía con un marcapáginas de Lluvia, y como eran 4€ por uno más le he comprado un par de marcapáginas, por eso de facilitar el cambio. Hemos hablado un poco más (no sé si leerá esto pero me disculpo por ser tan parco de palabra):

Bookmarks

Por algún motivo desconocido he acabado en uno de los lavabos, y ahí he aprovechado para vacíar depósito y de paso me he sentado cinco minutos en la taza para descansar. Ahora era el momento de atacar la zona de restauración. Buscando, buscando he acabado en el stand Bun Shichi, donde me he comprado una ración de Yakisoba de marisco y una cerveza Asahi.

Yakisoba & Asahi Beer

Al acabar me he encontrado con una amiga, que iba con una amiga suya y estaban yendo a hacer cola, y no las he entretenido mucho porque tenía en mente zamparme un mochi de fresa de postre, que es lo que he hecho.

Ya con el estómago lleno y mis capacidades a tope he vuelto al stand donde tenían la camiseta de Sherlocked, pero al final me he dicho que no necesitaba esa camiseta, ya que otra vez sería, y que de no ser así, es que esa camiseta y yo no estamos predestinados.

Al final me he ido a despedir de Natsume y ya he abandonado el salón hasta el año que viene, en que espero que la entrada no cueste 8 eurazos, y en la que espero tener una fuente fiable de ingresos.

EDIT:

Mi "cosplay":

En serio, vestido así entré gratis.