Translate

About Me

Status

Leyendo:

  • No te escondo nada - Sylvia Day

Jugando:

  • Digimon World DS
  • Castlevania GBA
  • Fallout 3
  • Pokémon Blanco

Viendo:

  • The Legend of Korra B3E02

Sígueme en Twitter

Licenciado en Química | Dibujante y escritor a ratos

This is 100% Derpy approved
  • Diada Nacional de Catalunya en TDD-1Halloween en TDD-1Navidad en TDD-1 Sant Jordi en TDD-1

Archives

Sandeces-box


Follow by Email

Lista de mis "Ayudantes Virtuales"

Changelog

  • 01/09/2014 - Añadidos share buttons
  • 08/12/2013 - Añadida publi lateral
  • 07/09/2013 - Cambio de cabecera
  • 31/08/2013 - Reforma del Blogroll
  • 31/08/2013 - Cambio en el diseño de entradas
  • 30/08/2013 - Añadida Navbar
  • 30/08/2013 - Añadidas "Reacciones"
  • 28/07/2013 - Cambio de template

World of Trollcraft: [Capítulo undécimo: Mi pequeño troll (parte 1)]

lunes, 6 de febrero de 2012

Capítulo 11

Mi pequeño troll (parte 1)


En medio de la nada dos cuerpos se materializaron y cayeron al suelo. Todo alrededor de estos recién llegados era extremadamente colorido, era obvio que no pertenecían a este mundo. Estaban algo aturdidos, habían viajado desde una isla hasta el reino de Equestria, hogar de pequeños ponis parlanchines, y lo habían hecho gracias al aliento mágico de un dragón, o esa era la última visión del héroe antes de quedar semiinconsciente.

La Gata Negra también estaba despertando de su incómodo sueño, poniéndose la mano en la cabeza, notando como ésta le daba vueltas y vueltas. Finalmente ambos se incorporaron, listos para reanudar/empezar su marcha. Su misión principal era encontrar a Mario, y pensándolo fríamente, habiéndolo visto ese no era el lugar donde uno empezaría a buscar a un fontanero secuestrado/extraviado. De momento estarían contentos encontrando algún lugareño, así que caminaron por el campo donde habían aparecido.

Poco rato tuvieron que andar antes de encontrar un poni. Y aunque el género de la palabra según la RAE y su etimología no me lo permite, seré gramaticalmente incorrecto pero así se entenderá mejor, era una poni. Preguntaron por el pueblo más cercano, a lo que la poni respondió que era Ponyville y que tendrían que caminar unos diez minutos. Le dieron las gracias y reanudaron su marcha, ahora con un destino marcado.

Diez minutos más tarde empezaron a ver movimiento, y casas. Sobre todo esto último fue lo que les hizo sospechar que ya estaban en Ponyville. De pronto una silueta azul pasó como un rayo por su lado y se elevó hacia los cielos. No les había tocado pero había pasado muy próximo a ellos, con lo que la Gata Negra empezó a proferir improperios a diestro y siniestro. Quienquiera que fuese que había sido se dio por aludido y aterrizó junto a ellos; se trataba de una poni pegaso azul con el pelo muy colorido. La Gata Negra y la pegaso empezaron discutir acaloradamente, por fortuna sin llegar a los puños, o pezuñas según se mire.

Otra poni, unicornio lila, llamó la atención de la pegaso o eso habían entendido al oír "Rainbow Dash". La poni lila se acercó al bullicio que habían montado y se disculpó en nombre de Rainbow Dash, presentándose ella como Twilight Sparkle, y les invitó a su casa en la biblioteca. Rainbow Dash volvió a levantar el vuelo, algo indignada.



Ya en casa de Twilight tomaron algo de té y les presentó a su ayudante, Spike. Era un bebé dragón, según la Gata Negra una "monada". El héroe le explicó a Twilight que habían venido a Equestria, tras tener ciertos problemas y percances, para ver si encontraban a Mario, el fontanero más famoso y buque insignia de Nintendo. Al principio Twilight quedó anonadada y no sabía de lo que estaba hablando, pero unos momentos después de reflexionar saltó gritando "¡Spike!¡Spike!"

Spike estaba buscando un libro llamado "Cincuenta sitios donde buscar un fontanero secuestrado" en las estanterías, pero parecía que no estaba allí. De pronto Twilight recordó que Cheerilee, la profesora poni, se lo había pedido.

El grupo, capitaneado por Twilight, seguido por el héroe y cerrando la comitiva Spike y la Gata Negra, salió de la biblioteca en dirección a la casa de Cheerilee. Era extraño que a esas horas del día no hubiese nadie por la calle, pero fue bastante positivo porque nadie les entretuvo mientras caminaban. Y en pocos minutos se encontraban delante de la casa de Cheerilee.

Twilight llamó a la puerta, pero no hubo respuesta alguna. Twilight volvió a llamar y tampoco contestó nadie, pero al intentar escuchar a través de la puerta oyó un ruido un tanto sospechoso. El héroe se ofreció para tirar la puerta abajo. Tomó carrerilla y se empotró contra la puerta, que no consiguió abrir, quedando aturdido unos instantes. Twilight usó su magia para intentar lo que el héroe no había conseguido, y finalmente tras varios intentos la puerta se abrió. En una ocasión normal el héroe habría podido derribar la puerta, y se preguntaba cómo había sido eso posible. En cualquier caso el grupo entero entró en la casa.

Twilight iba habitación por habitación intentando encontrar rastro de Cheerilee, pero el grueso del grupo tenía la respuesta en el salón mismo. La profesora poni estaba tambaleándose intentando mantenerse en sus cuatro patas. Algunos muebles tumbados daban pistas de los ruidos sospechosos que habían oído desde fuera, y mirándola fijamente se podía ver que estaba zombificada bajo los efectos de algún tipo de hipnosis o hechizo o conjuro.

Twilight propuso visitar otras casas para ver si había más ponis bajo el influjo del mismo hipnotismo que afectaba a Cheerilee. Todos corrieron hasta la casa de Octavia, para comprobar que efectivamente había caído víctima del truco hipnótico. Entonces salieron de la casa de Octavia, y del cielo con un "¡POP!" y una humareda escénica apareció Discord. Twilight y Spike tomaron posición de combate, pero la Gata Negra y el héroe no tenían ni idea de lo que se estaba cociendo.

Y eso no fue todo. El cielo oscureció de repente y junto a Discord llegó una poni que Twilight conocía bastante bien: Nightmare Moon. De repente con un "¡POP!" parecido al que había hecho Discord al aparecer, ambos villanos desaparecieron, pero no fue en vano, pues un trozo de pergamino que antes no estaba ahí flotaba en el aire. Twilight se aproximó para leerlo:

Dear Twilight Sparkle,

Maravíllate ante nuestro vasto poder.
Ahora Equestria será un caos.
Reza por la Princesa Celestia, que es nuestro rehén.
Invitámoste a nuestra humilde morada en Canterlot.
O algo malo podría ocurrir.

Your faithfull villains,

Discord & Nightmare Moon


Al ver las letras iniciales de cada línea Twilight recordó que habían ido a la casa de Cheerilee para recuperar el libro "Cincuenta sitios donde buscar un fontanero secuestrado" para sus nuevos amigos, así que volvieron a su casa. Cheerilee seguía en el mismo estado de zombi, y el grupo aprovechó para poner la casa ajena patas arriba, cosa muy normal en los RPG's. Finalmente lo encontraron tras mucho buscar.

Twilight se apenó pues era complicado que los raptores de Mario hubiesen venido a parar a Equestria con todo este lío de Discord y Nightmare Moon, y la Princesa Celestia secuestrada... casi le da un patatús a Twilight solo de pensarlo, así que se despidió del héroe regalándole el libro. Se dio media vuelta y junto con Spike hacia Canterlot para impartir justicia.

1 quejas:

scaramanga dijo...

A Rainbow Dash hay que corregirla susurrándole y dándole terrones de azucar. Con esto ya tenemos para ganar el Grand National de Kentucky y forrarnos.