Translate

About Me

Status

Leyendo:

  • No te escondo nada - Sylvia Day

Jugando:

  • Digimon World DS
  • Castlevania GBA
  • Fallout 3
  • Pokémon Blanco

Viendo:

  • The Legend of Korra B3E02

Sígueme en Twitter

Licenciado en Química | Dibujante y escritor a ratos

This is 100% Derpy approved
  • Diada Nacional de Catalunya en TDD-1Halloween en TDD-1Navidad en TDD-1 Sant Jordi en TDD-1

Archives

Sandeces-box


Follow by Email

Lista de mis "Ayudantes Virtuales"

Changelog

  • 01/09/2014 - Añadidos share buttons
  • 08/12/2013 - Añadida publi lateral
  • 07/09/2013 - Cambio de cabecera
  • 31/08/2013 - Reforma del Blogroll
  • 31/08/2013 - Cambio en el diseño de entradas
  • 30/08/2013 - Añadida Navbar
  • 30/08/2013 - Añadidas "Reacciones"
  • 28/07/2013 - Cambio de template

Esto podría ser un día en mi vida [tochaco rollo] - Parte 1

jueves, 16 de octubre de 2008

Me levanto temprano. Aún así, me gusta holgazanear y en la cama se está calentito. Sé que lo bueno dura poco, mas nadie conseguirá moverme de aquí. Almenos no hasta que yo quiera. No sé qué hora es. ¿Acaso debería saberlo? Estoy completamente despierto, pero mi cabeza está en otra lugar, tal vez un sitio inexistente o, tal vez, en algún recóndito rincón. Podría llegar a imaginar que en estos momentos de desconexión mental tengo las facciones sueltas, con cara de embobado. Pestañeo. Me doy cuenta de que hace un minuto era ajeno a mí mismo. Ahora sí que me levanto. Sé que no volveré a reencontrarme con mi cama hasta pasadas casi 14 horas, tal vez menos. Salgo de mi habitación para entrar en el cuarto de baño. Divago ¿Por qué desconocido motivo el cuarto de baño se llama así si ahora en la mayoría de hogares hay ducha en vez de bañera? De forma casi inmediata mi cerebro proyecta una palabra en mi mente: tradición. Una soberana sandez, pero no soy yo quien lo va a discutir. Una vez dentro me dispongo a asearme. Divago de nuevo. Mi 'cuarto de baño' también puede ser nombrado por 'aseo'. Froto pausadamente mis piezas dentales con un cepillo de dientes. Me enjuago la boca. Escupo el agua. Abro el grifo.

Me desnudo. Observo mi cuerpo escultural a través del espejo. Me toco los pectorales de la misma manera que lo haría si tuviese unos buenos pechos y fuese chica. Entro al plato ducha. Regulo el flujo de agua y su temperatura. Inevitablemente cae un chorro de agua fría, que me despiert de forma tanto o más eficaz que el despertador. A medida que pasa el tiempo el agua que cae se vuelve más caliente. Es un placer sin límites sentir el agua caliente caer encima de mi cuerpo. Cierro los ojos. Mi mente me transporta a un lugar lejano, o puede que inexistente, pero ahora a causa de mi voluntad. El ambiente caluroso y el agua me reurda, me evoca unos baños termales. Por error golpeo el grifo. La temperatura del agua decrece drásticamente. Mis baños termales se transforman en un iceberg gélido y desolado. Abro los ojos. Me giro y vuelvo a regular la temperatura. Me enjabono tan bien como puedo, todas las partes de mi cuerpo. El agua que cae ya se encarga de retirar el jabón. Ahora toca enjabonar el cabello. Para ello lleno mi mano de champú y froto con ella mi cuero capilar. Ahora con las dos manos juntas. El agua caliente me enjuaga la cabeza. Aprovecho para disfrutar los últimos momentos de la sensación de seguridad que me otorga la ducha. Cierro el grifo. Salgo del plato ducha y cubro mi cuerpo con un albornoz. Uso una pequeña toalla para secarme el cabello. Una vez seco, me visto. La ropa que voy a usar es una camiseta de manga corta y unos pantalones tejanos. ¿Puede que sea lo típico? Tal vez. Tengo las zapatillas deportivas sucias. Las lavo con un trapo. El resultado no es para nada alentador pero menos da una piedra.

Continuará en la parte 2